COLOMBIA: AUTORIDADES DEBEN PROTEGER LOS DERECHOS HUMANOS DE MIGRANTES VENEZOLANOS

Jueves, 25 de enero, 2018
Por: Damiano, Daniela

“Es urgente que las autoridades colombianas pongan en marcha estrategias que atiendan integralmente la recepción y atención de migrantes de Venezuela, protegiendo sus derechos humanos y los de las comunidades que solidariamente les acogen”, declaró Erika Guevara Rojas, directora para las Américas de Amnistía Internacional


Este 24 de enero, cientos de venezolanas y venezolanos fueron desalojados de una estructura deportiva ubicada en la fronteriza ciudad colombiana de Cúcuta, en donde pernoctaban los emigrantes al no poder conseguir un techo donde vivir.

Al respecto, la directora para las Américas de Amnistía Internacional, Erika Guevara Rojas, declaró que “es urgente que las autoridades colombianas pongan en marcha estrategias que atiendan integralmente la recepción y atención de migrantes de Venezuela, protegiendo sus derechos humanos y los de las comunidades que solidariamente les acogen”.

Información complementaria

Actualmente Venezuela se encuentra atravesando una grave crisis humanitaria debido al severo desabastecimiento de comida y medicinas que, aunado a los altísimos niveles de criminalidad y represión por razones política, colocan a su ciudadanía en una tensa situación en la que sus derechos humanos cada vez son más vulnerados.

Según Datanalisis, una encuestadora venezolana, el desabastecimiento de alimentos y medicinas supera el 80%.

La escasez de alimentos y otros productos básicos ha aumentado en todo el país en los últimos meses. En un intento por mitigar la alta tasa de inflación económica, el gobierno mantiene un sistema de precios “regulados” para un número reducido de productos básicos. Sin embargo, estos productos muchas veces no están disponibles, forzando a las personas a adquirirlos en el mercado negro, a precios prohibitivos. La poca disponibilidad de los productos básicos obliga a las personas a hacer filas frente a los supermercados desde la madrugada para asegurar que puedan acceder a los productos a precios “regulados”.

Organizaciones de la sociedad civil han registrado un aumento en casos de desnutrición, pérdida de peso y estrés agudo causado por la falta de alimentos.

La vida de las personas con enfermedades crónicas y de alto costo está en peligro inminente por la inexistencia de los medicamentos para tratarlas adecuadamente. Los hospitales públicos se encuentran en precarias condiciones debido a la falta de medicamentos básicos, deterioro de sus equipos y el mal estado de sus instalaciones físicas. Los centros médicos privados también se ven afectados por la escasez de medicinas e imposibilidad de reponer equipos médicos dañados.

El sueldo local promedio se ubica en 797.510 bolívares y las estimaciones hechas por algunas organizaciones, como el Centro de Documentación y Análisis Para los Trabajadores (Cendas), señalan que la canasta alimentaria supera los 16 millones de bolívares este año.

La grave situación y la falta de medidas oportunas y eficientes por parte del Estado para mitigar la crisis ha llevado a millones de venezolanos a salir del país en busca de mejores condiciones de vida. En 2017 distintos estudios hablan que al menos 2 millones de venezolanos salieron del país en los últimos 18 años. [1]

Según estimaciones de la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) para 2017 se registraron cerca de 50.000 solicitantes de asilo venezolanos en todo el mundo y más de 7.500 refugiados. [2]

Los principales países de destino para los solicitantes de asilo venezolanos han sido los Estados Unidos (18.300), Brasil (12.960), Perú (4.453), España (4.300), y México (1.044). Aruba, Canadá, Chile, Colombia, Costa Rica, Curaçao, Ecuador y Trinidad y Tobago también han recibido en 2017 solicitudes de asilo de venezolanos.

Un estudio difundido por Migración Colombia en 2017 da cuenta de que al menos 470.000 venezolanos viven en este país, solo 202.000 “de forma regular”, de ellos 67.000 tienen un Permiso Especial de Permanencia (PEP).[3]

 

Por Daniela Damiano

 

[1] https://elpais.com/internacional/2017/08/10/actualidad/1502379778_751102.html

[2] http://www.acnur.org/noticias/noticia/el-aumento-de-las-solicitudes-de-asilo-de-venezolanos-lleva-a-acnur-a-reforzar-su-respuesta/

[3] https://lta.reuters.com/article/domesticNews/idLTAKBN1CW06M-OUSLD

 

 

 

 


Compartir