LOS CAÍDOS QUE MURIERON AL SERVICIO DE LAS NACIONES UNIDAS

Miércoles, 25 de marzo, 2020
Por: Cuadrado, Gina

El 25 de marzo de cada año, las Naciones Unidas conmemora a los miembros de su personal detenido o desaparecido en el aniversario del secuestro del periodista Alec Collet.


            El 25 de marzo de 1985, el periodista Alec Collet, trabajador de Organismo de Obras Públicas y Socorro de las Naciones Unidas, fue secuestrado por grupos armados en Beirut, capital del Líbano. Meses más tarde, se mostró un video que corroboraba el asesinato de Collet. Su cuerpo fue hallado en Beirut 24 años más tarde.

            Allec escribía artículos para la ONU sobre el sufrimiento de los refugiados palestinos en el Líbano.

            El 19 de agosto de 2003, un ataque terrorista cobró la vida de 22 personas en las oficinas de las Naciones Unidas en Bagdad, Irak. Entre los fallecidos se encontraba el Representante Especial del Secretario General para Irak, Sergio Vieira de Mello.

            Sergio trabajó en la ONU por más de 30 años, pasando la mayor parte de su carrera en el Alto Comisionado de las Naciones Unidos para los Refugiados, prestando operaciones humanitarias en Bangladesh, Sudán, Chipre, Mozambique y Perú.

            El 11 de Diciembre de 2007, 17 miembros del personal de las Naciones Unidas fallecieron a causa de dos coches bomba que destruyeron las oficinas del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo en Argel.

            Desde los inicios de la Organización de las Naciones Unidas han ocurrido cada vez más ataques violentos contra sus funcionarios, al punto que más de 3500 hombres y mujeres han perdido la vida desempeñando un rol humanitario en misiones de mantenimiento de paz.

            La ONU decretó el 25 de marzo como el Día Internacional de Solidaridad con los miembros del personal detenidos o desaparecidos, en el aniversario del secuestro de Allec Collet, no solo para recordar a todos aquellos funcionarios que murieron realizando su labor en actividades de asistencia humanitaria, sino también para instar a los Estados a proteger los derechos humanos de todos aquellos que trabajan para la Organización y evitar a toda costa que se cometan violaciones en su contra. En este día, se trata de impulsar la adopción de medidas, de exigir justicia y de reforzar la protección de las personas que desempeñan una labor que no es tan reconocida, pero que a la vez es tan importante para el mundo.

 

Convención sobre la Seguridad del Personal de las Naciones Unidas

            Por esta causa, el Consejo de Seguridad de la ONU en el año 1994, aprobó la Convención sobre la Seguridad del Personal de las Naciones Unidas y el Personal Asociado, atendiendo a la grave preocupación por los ataques violentos que se han cometido contra sus funcionarios y los riesgos de seguridad que representa su participación en las operaciones  de las Naciones Unidas destinadas a mantener o restablecer la paz internacional.

            Esta convención reconoce en principio como personal de las Naciones Unidas a todas aquellas personas contratadas por el Secretario General como miembros de componentes militares, policiales o civiles que participan de sus operaciones y sus organismos especializados. Además de ellos, reconoce como personal asociado a las personas asignadas por algún gobierno, organización intergubernamental, o aquellas desplegadas por un organismo gubernamental de carácter humanitario para realizar actividades de apoyo a las Naciones Unidas.

            Asimismo, la ONU también reconoce como delito punible el homicidio, el secuestro, las tentativas, las amenazas y propiamente los ataques contra la integridad física o la libertad del personal que trabaja en la Organización. En los artículos de la Convención se solicita a los Estados miembros la sanción de cada uno de los delitos según la gravedad de los mismos.

            En esta resolución, las Naciones Unidas instan a los Estados a respetar los derechos universalmente reconocidos de su personal, y la aprobación de libertad inmediata en caso de que algún funcionario fuese capturado o detenido, ya que debe ser enviado obligatoriamente de vuelta con las autoridades pertinentes que realizarán la evaluación del caso según corresponda.

            La premisa principal de la Convención es que todo funcionario merece la protección total y goce de sus derechos fundamentales, considerando que todas aquellas personas que prestan asistencia para la ONU se encuentran expuesta a altos riesgos.

            El personal de la ONU persigue los objetivos de salvaguardar la paz, proteger los derechos humanos, promover el progreso económico y social y establecer el marco de la justicia internacional. Además de ello, cooperan en la distribución de la ayuda humanitaria y promueven el desarrollo sostenible en todos los países del mundo.

            Este 25 de marzo, rindamos homenaje a aquellos que trabajaron y trabajan incansablemente desde las Naciones Unidas para dar soluciones que mejoran la vida de todos.

 

“El mejor tributo que podemos darle a aquellos que han muerto, es volcarnos en continuar con su labor de continuar con su labor de construir y mantener la paz” – Secretario General António Guterres (2017)

 

La ONU recuerda a los que han muerto al servicio de las Naciones Unidas, los caídos, en un portal web dedicado exclusivamente para ellos:  https://www.un.org/en/memorial


Tags: ONU, Seguridad, Derechos Humanos, Personal de la ONU.

Compartir