CAMBOYA: EX PERIODISTAS DE RADIO FREE ASIA, ACUSADOS DE ESPIONAJE

Viernes, 08 de diciembre, 2017

Dos periodistas que trabajaron en Camboya para Radio Free Asia, emisora de radio con sede en Estados Unidos, fueron detenidos en noviembre de 2017 en la capital, Phnom Penh, por cargos falsos de espionaje. A ambos se les ha denegado la libertad con fianza. Si son declarados culpables pueden ser condenados a hasta 15 años de cárcel. Amnistía Internacional los considera presos de conciencia.


Dos ex periodistas de Radio Free Asia (RFA), Uon Chhin y Yeang Sothearin, fueron detenidos en el Hotel Marady del distrito de Steung Meanchey de Phnom Penh la noche del 14 de noviembre de 2017 por un grupo formado por unos 20 agentes de diversas fuerzas de seguridad. Se les acusa de montar ilegalmente un estudio de emisión con el fin de seguir enviando noticias a la central de Radio Free Asia en Estados Unidos.

El 14 de noviembre de 2017, a las 7 de la tarde, Uon Chhin estaba en su habitación del Hotel Marady cuando llegaron las fuerzas de seguridad.  Aproximadamente 30 minutos después llamó a Yeang Sothearin y le pidió que fuera a confirmar que gestionaba un pequeño estudio de producción de karaokes y vídeos fuera de la habitación del hotel. Cuando Yeang Sothearin llegó, interrogaron a ambos durante una hora y luego los detuvieron y se los llevaron a la jefatura de policía municipal de Phnom Penh. La mañana del 16 de noviembre de 2017, agentes de la policía municipal llevaron a los dos hombres de nuevo a la habitación del hotel para seguir investigándolos y registrar el lugar. El 18 de noviembre, tras haber sido interrogados por el fiscal auxiliar del Tribunal de Primera Instancia de Phnom Penh, el juez instructor decidió investigar a ambos como sospechosos de espionaje por haber facilitado presuntamente a “un Estado extranjero o sus agentes” información que “socava la defensa nacional” en aplicación del artículo 445 del Código Penal, y ordenó su prisión preventiva en el Centro Penitenciario 1 de Phnom Penh. Si son declarados culpables pueden sercondenados a entre 7 y 15 años de cárcel. El 4 de diciembre, el juez denegó su petición de libertad con fianza, alegando que había riesgo de fuga y que podía obstaculizar la investigación judicial.

Los contratos de empleo de Uon Chhin y Yeang Sothearin, y del resto de los periodistas de Camboya en Radio Free Asia quedaron rescindidos el 12 de septiembre cuando la emisora decidió dejar de operar en Camboya tras casi 20 años de funcionamiento, a consecuencia de meses de hostigamiento por parte de las autoridades. La detención de ambos periodistas se produce en un marco de constantes embates contra los medios de comunicación independientes, que reprimen la libertad de expresión dentro y fuera de Internet, pues las autoridades de Camboya tratan de silenciar las voces críticas ante las elecciones generales, previstas para el 29 de julio de 2018.

Envíen llamamientos antes del 18 de enero de 2017 a:

Ministro de Seguridad Pública y Viceprimer Ministro 
Minister of Interior and Deputy PrimeMinister
Sar Kheng
75 Norodom Blvd
Khan Chamkarmon
Phnom Penh, Camboya
Fax: +855 23 426 585
Tratamiento: Excelencia / Your Excellency
 
Primer Ministro
Prime Minister
Samdech Hun Sen
Office of the Prime Minister
Jok Dimitrov Boulevard Phnom Penh,
Camboya
Fax: +855 23 360 666 / +855 23 880
624 (escriban c/o Council of Ministers)
Tratamiento: Excelencia / Your Excellency
 
Y copias a:
Ministro de Asuntos Exteriores y
Cooperación Internacional
Minister of Foreign Affairs and International
Cooperation
Prak Sokhonn
No. 3 Samdech Hun Sen Street Khan
Chamcar Mon
Phnom Penh, Camboya
Fax: + 855 23 216 141
Tratamiento: Excelencia / Your Excellency
 

Información adicional

Radio Free Asia cerró su oficina en Phnom Penh el 12 de septiembre de 2017, alegando represión gubernamental, amenazas a periodistas e interrupción de sus emisiones en FM. En los medios de comunicación del país aparecieron declaraciones de funcionarios del Ministerio de Información que amenazaban con detener a cualquier ex periodista de Radio Free Asia que siguiera trabajando para este medio. Las detenciones de Uon Chhin y Yeang Sothearin y los cargos falsos presentados contra ellos parecen una táctica deliberada de las autoridades para intimidar y disuadir a cualquier periodista de Camboya de seguir informando para la sede central de Radio Free Asia en Estados Unidos. La emisora niega que conserve personal en Camboya.

El 19 de noviembre de 2017, un grupo de más de 60 periodistas de Camboya publicó una carta abierta pidiendo la liberación de los dos ex periodistas de Radio Free Asia. El periodista que inició la petición ha huido del país tras haber sido puesto bajo vigilancia. Otros periodistas también han denunciado un aumento de la vigilancia y han abandonado el país por temor a ser detenidos.

La suspensión de la actividad de Radio Free Asia en Camboya se produce en un marco de implacable ataque a los medios de comunicación independientes, la sociedad civil y la oposición política del país ante las elecciones generales de 2018. En los últimos meses, en Camboya se han suspendido más de 30 transmisiones nacionales de Radio Free Asia, Voice of America, Voice of Democracy y Radio Mohanokor, emisora favorable a la oposición. La población rural del país —sin acceso a Internet en las zonas más apartadas— depende mucho de estas emisoras de radio como única fuente de información independiente o crítica. Los canales de televisión son muy afines al gobierno.

El 4 de septiembre de 2017, el periódico independiente The Cambodia Daily cerró tras sufrir el impacto de una factura fiscal sin auditar de 6,3 millones de dólares estadounidenses, que se consideró un intento del gobierno de obligarlo a abandonar la actividad. Dos de sus periodistas aún están acusados de instigación por su labor informativa sobre las elecciones a los consejos comunales de junio de 2017. Además, el 16 de noviembre, Len Leng, ex periodista del Cambodia Daily, estuvo

detenida durante más de siete horas por tratar de asistir a una sesión pública del Tribunal Supremo donde se dictó la disolución del principal partido de la oposición, el Partido de Rescate Nacional de Camboya.

En los últimos meses, la ciudadanía de a pie que expresa sus opiniones en Internet ha sido víctima de una serie de detenciones, casi todas por publicaciones de Facebook en las que criticaban al primer ministro Hun Sen.

Este silenciamiento sistemático y cada vez más acusado de los medios de comunicación que reciben financiación extranjera se encuadra en el discurso del partido gobernante de que existe la una “revolución de colores” dirigida por la oposición cuyo objetivo es derrocar al actual gobierno y que recibe financiación y apoyo del gobierno estadounidense y está apoyada por la sociedad civil y los medios de comunicación independientes.

 

AU: 266/17 Índice: ASA 23/7563/2017 Fecha de emisión: 7 de diciembre de 2017

 


Compartir