NIGERIA: PERIODISTA DEBE SER EXCARCELADO

Jueves, 06 de febrero, 2020

El 23 de octubre, el Tribunal Superior Federal autorizó a la Fiscalía a presentar testigos y ordenó que el juicio contra Agba Jalingo se celebrara en secreto. Esto conlleva que el público no podrá observar el proceso, lo que pone en entredicho la transparencia y la equidad de éste


Las autoridades nigerianas han excarcelado a los defensores de los derechos humanos Omoyele Sowore y Olawale Adebayo Bakare, que estaban bajo custodia del Servicio de Seguridad del Estado (SSS) en la capital de Nigeria, Abuya. Agba Jalingo sigue detenido en la prisión de Calabar, en el estado meridional nigeriano de Cross River. Los tres se enfrentan a cargos falsos de traición por haber exigido al gobierno rendición de cuentas. Agba Jalingo debe ser puesto en libertad de inmediato y sin condiciones. Deben retirarse todos los cargos formulados contra los tres periodistas y defensores de los derechos humanos.

Actúen: Redacten su propio llamamiento o utilicen la siguiente carta modelo

 

                                                                            Muhammadu Buhari
Nigerian Presidential Complex

                                                                      Aso Rock Presidential Villa

                                                                        Federal Capital Territory

                                                                                        Abuja

                                                                                       Nigeria

Señor Presidente:

Me dirijo a usted para expresarle mi preocupación por los periodistas y defensores de los derechos humanos Omoyele Sowore, Olawale Adebayo Bakare (Mandate) y Agba Jalingo, acusados formalmente en Nigeria en la actualidad.

Sé que Omoyele Sowore y Olawale Adebayo Bakare han salido en libertad bajo fianza, mientras que Agba Jalingo sigue recluido en la prisión de Calabar. Omoyele Sowore y Olawale Adebayo Bakare están acusados de planear una protesta etiquetada #RevolutionNow para pedir respeto a los derechos humanos y al Estado de derecho en Nigeria, lo que el gobierno consideró un acto de traición y un llamamiento al derrocamiento antidemocrático del gobierno.

El 22 de agosto de 2019, agentes de policía arrestaron a Agba Jalingo, periodista del sitio web de noticias CrossRiverWatch, por publicar un artículo en el que pedía que el gobierno del estado de Cross River rindiera cuentas de los 500 millones de nairas (1,4 millones de dólares estadounidenses) que, según informes, habían sido aprobados y liberados para lanzar en bolsa el banco Cross River Microfinance. Agba Jalingo pasó 33 días bajo custodia policial sin juicio y sin acceso a asistencia letrada ni a su familia. Posteriormente fue acusado de cometer actos de traición, delito grave de traición, publicar información falsa e incitar al terrorismo. En la actualidad está sometido a un juicio secreto ante la sala de Calabar del Tribunal Superior Federal.

Creo que los cargos contra Omoyele Sowore, Olawale Adebayo Bakare y Agba Jalingo son intentos de silenciarlos.

Le solicito que se asegure de que Agba Jalingo sale en libertad de inmediato y sin condiciones y que se retiran todos los cargos contra Omoyele Sowore, Olawale Adebayo Bakare y Agba Jalingo. Le insto también a garantizar que Agba Jalingo está protegido de la tortura y otros malos tratos mientras esté detenido.

Atentamente,

[NOMBRE]

 

Información complementaria

El 23 de octubre, el Tribunal Superior Federal autorizó a la Fiscalía a presentar testigos y ordenó que el juicio contra Agba Jalingo se celebrara en secreto. Esto conlleva que el público no podrá observar el proceso, lo que pone en entredicho la transparencia y la equidad de éste. El instructor del sumario de Agba Jalingo, el juez Amobeda, se retiró de la causa después de que se filtrase un vídeo en el que decía que el periodista iba a ser tratado como Ken Saro-Siwa, activista de derechos humanos que fue condenado a muerte en la horca en 1995. Como es habitual, se pidió al juez Amobeda que, tras retirarse del caso, devolviera el sumario al magistrado presidente para que fuera reasignado, cosa que el juez no hizo. En cambio, retuvo el expediente un mes tras su retirada, presumiblemente para retrasar el proceso.

Una de las condiciones de la libertad bajo fianza de Omoyele Sowore es que no viaje fuera de la capital de Nigeria, Abuya, donde se está celebrando su juicio.

En Nigeria, el espacio de la sociedad civil sigue disminuyendo mientras las autoridades nigerianas reprimen cada vez más el derecho a la libertad de expresión y reunión pacífica. Las autoridades intimidan a periodistas, blogueros y blogueras y a personas que defienden los derechos humanos mediante agresiones verbales y físicas, detenciones arbitrarias, detenciones y enjuiciamientos, entre otros medios. Muchos de estos periodistas, defensores y defensoras de los derechos humanos y activistas se enfrentan a cargos de “difamación”, “terrorismo”, “acoso en Internet”, “secuestro”, violación de la propiedad y robo de documentos del Estado. Estos cargos se juzgan en aplicación de la Ley sobre Delitos Informáticos y la Ley de Prevención del Terrorismo (Enmienda) de 2013, junto con otras normas legales. La Ley de Prevención del Terrorismo (Enmienda) de 2013 prevé la pena de muerte para quienes sean declarados culpables. El Senado de Nigeria estudia actualmente dos severos proyectos de ley que afectan al derecho a la libertad de expresión en Internet, uno de los cuales propone la pena de muerte para el “discurso de odio”. Estos proyectos de ley, respaldados por el gobierno de Nigeria, representan una alarmante escalada de los intentos de las autoridades de censurar y castigar a quienes usan las redes sociales por expresar libremente sus opiniones.

El proyecto de ley sobre la Comisión Nacional para la Prohibición del Discurso de Odio y el proyecto de ley sobre Protección de la Falsedad y la Manipulación en Internet y Otros Delitos Relacionados confieren a las autoridades facultades arbitrarias para cerrar Internet y limitar el acceso a las redes sociales, y castigan las críticas al gobierno con penas de hasta tres años de cárcel.

 

Pueden escribir llamamientos en: Inglés.

También pueden escribir en su propio idioma.

Envíen llamamientos lo antes posible y no más tarde del: 18 de marzo de 2020

Consulten con la oficina de Amnistía Internacional de su país si desean enviar llamamientos después de la fecha indicada.

Nombre y género gramatical preferido: Omoyele Sowore (masculino), Olawale Bakare (Mandate) (masculino) y Agba Jalingo (masculino)

Enlace a la AU anterior: https://www.amnesty.org/es/documents/afr44/1447/2019/es/

­­­­­


Tags: Nigeria, Libertad, Libertad de expresión.

Compartir