CHINA: ABOGADO ACUSADO DE “INCITAR A LA SUBVERSIÓN”

Lunes, 06 de julio, 2020

Ding Jiaxi es un ex abogado de derechos humanos radicado en Pekín y uno de los principales miembros del Movimiento Nuevos Ciudadanos. Ha defendido los derechos de los hijos e hijas de trabajadores y trabajadoras migrantes y exigido transparencia en la gobernanza. Fue condenado a tres años y medio de cárce, se le prohibió embarcar en un avión con destino a Estados Unidos, donde viven su esposa y su hija. En 2019, las autoridades le impidieron viajar a Hong Kong porque “podría poner en peligro la seguridad y los intereses de la nación”


El ex abogado de derechos humanos Ding Jiaxi, que ha pasado más de seis meses en detención incomunicada, ha sido detenido formalmente por “incitar a la subversión del poder del Estado”. El 26 de diciembre de 2019, la policía se llevó a Ding —junto con muchos otros defensores y defensoras de los derechos humanos— tras asistir a una reunión social en Xiamen. Desde entonces, Ding ha estado en detención secreta, sin acceso a su familia ni a asistencia letrada de su elección, y corre peligro inminente de sufrir tortura y otros malos tratos.

Actúen: Redacten su propio llamamiento o utilicen esta carta modelo 

Director del Departamento de Seguridad Pública / Director, Public Security Bureau
Li Dengquan

Linyi Shi Public Security Bureau

7 Shanghai Lu, Lanshan Qu

Linyi Shi, Shandong Sheng

República Popular China

Señor Director Li:

Le escribo para expresarle mi preocupación por el ex abogado de derechos humanos Ding Jiaxi (丁家喜), acusado de “incitar a la subversión del poder del Estado” (颠覆国家政权罪) por ejercer pacíficamente su derecho a la libertad de asociación. Ding lleva más de seis meses incomunicado, sin acceso a su familia ni a asistencia letrada de su elección.

Al igual que muchos otros defensores y defensoras de los derechos humanos, Ding está en detención desde que la policía se lo llevó, el 26 de diciembre de 2019, tras asistir a una reunión social informal en Xiamen. Otras personas que asistieron a la misma reunión quedaron en libertad bajo fianza a finales de junio, pero Ding no fue detenido formalmente hasta el 19 de junio.

La detención formal de Ding Jiaxi, además de su arresto y el de otros defensores y defensoras de los derechos humanos que asistieron a la reunión de Xiamen, vulnera el derecho y las normas internacionales de derechos humanos, incluidos los derechos a la libertad y a la libertad de asociación. Además, el 23 de marzo de 2020, los órganos de expertos y expertas en derechos humanos de la ONU expresaron sus graves motivos de preocupación por Ding Jiaxi y otros dos defensores de los derechos humanos sometidos a desaparición forzada tras asistir a la reunión de Xiamen. Les preocupaba que el gobierno chino siga utilizando disposiciones sobre seguridad nacional contra defensores y defensoras de los derechos humanos que se reúnen pacíficamente, y únicamente por ejercer sus derechos.

Es alarmante saber que Ding Jiaxi sigue incomunicado, sin que ni su familia ni sus abogados puedan comprobar su estado físico y mental. Habida cuenta de las limitadas garantías existentes para las personas en detención incomunicada, me preocupa mucho que Ding corra peligro inminente de sufrir tortura y otros malos tratos.

Por tanto, le insto a que, de inmediato:

  • Ponga en libertad de forma incondicional e inmediata a Ding Jiaxi, salvo que haya suficientes pruebas creíbles y admisibles de que ha cometido un delito reconocido internacionalmente y se le garantice un juicio justo con arreglo a las normas internacionales;
  • Garantice que, mientras continúe recluido, Ding Jiaxi tiene acceso regular y sin restricciones a familiares y asistencia letrada de su elección, y que no es sometido a tortura ni otros malos tratos;
  • Detenga el hostigamiento y el arresto de otros defensores y defensoras de los derechos humanos que ejercen pacíficamente su derecho a la libertad de asociación y otros derechos humanos.

Atentamente,

[NOMBRE]

Información complementaria

Ding Jiaxi, Dai Zhenya y Zhang Zhongshun figuran entre las decenas de activistas, abogados y abogadas que asistieron a una reunión informal en Xiamen, ciudad de la costa suroriental de China, en diciembre de 2019. Muchas de las personas que estuvieron presentes en esta reunión privada habían sido activistas del Movimiento Nuevos Ciudadanos, una difusa red de activistas cuyo objetivo fue promover la transparencia del gobierno y sacar a la luz la corrupción a comienzos de la década de 2010. Las personas asistentes en la reunión hablaron sobre la situación de la sociedad civil y sobre temas de actualidad en China. Desde el 26 de diciembre de 2019, la policía de todo el país ha estado citando o deteniendo a participantes en la reunión de Xiamen.

Dai Zhenya y Zhang Zhongshun quedaron en libertad bajo fianza el 18 de junio de 2020.. El 19 de junio, la familia de Ding Jiaxi recibió una notificación de detención de la policía de Linyi (Shandong), que confirmaba que Ding estaba detenido formalmente por “incitar a la subversión del poder del Estado”. Actualmente, Ding está en el Centro de Detención de la Comarca de Linyi. Según su esposa, tras meses de detención incomunicada, las autoridades no permiten que Ding se reúna con su abogado, pues está en cuarentena. No se sabe con certeza si Ding podrá reunirse con su abogado al acabar la cuarentena.

Ding Jiaxi es un ex abogado de derechos humanos radicado en Pekín y uno de los principales miembros del Movimiento Nuevos Ciudadanos. Ha defendido los derechos de los hijos e hijas de trabajadores y trabajadoras migrantes y exigido transparencia en la gobernanza. En 2014, fue condenado a tres años y medio de cárcel por “congregar a una multitud para perturbar el orden en un lugar público”. En 2018 se le prohibió embarcar en un avión con destino a Estados Unidos, donde viven su esposa y su hija. En 2019, las autoridades le impidieron viajar a Hong Kong porque “podría poner en peligro la seguridad y los intereses de la nación”.

En marzo de 2020, los órganos de expertos y expertas en derechos humanos  de las Naciones Unidas, además de expresar su preocupación por la desaparición de Ding, Dai y Zhang, también expresaron su alarma por que China continuara usando la vigilancia domiciliaria en un lugar designado, sistema de detención que permite a los responsables de una investigación penal retener a una persona hasta seis meses al margen del sistema de detención formal, lo que puede equivaler a detención incomunicada secreta. Esta forma de detención se ha utilizado para obstaculizar las actividades de los defensores y defensoras de los derechos humanos, incluidos activistas, abogados y abogadas y practicantes de religiones.

Desde la represión masiva de activistas y abogados y abogadas de 2015, las autoridades chinas han utilizado sistemáticamente cargos sobre seguridad nacional con disposiciones muy imprecisas, como “subvertir el poder del Estado” e “incitar a la subversión del poder del Estado”, para procesar a activistas, intelectuales, periodistas, abogados y abogadas y trabajadores y trabajadoras de ONG.

Pueden escribir llamamientos en: Inglés o chino. También pueden escribir en su propio idioma.

Envíen llamamientos lo antes posible y no más tarde del: 14 de agosto de 2020

Consulten con la oficina de Amnistía Internacional de su país si desean enviar llamamientos después de la fecha indicada.

Nombre y género gramatical preferido: Ding Jiaxi (masculino)

Enlace a la AU anterior: https://www.amnesty.org/es/documents/asa17/1815/2020/es/


Tags: CHINA, ACTIVISTAS Y DEFENSORES DE LOS DERECHOS HUMANOS, CENSURA Y LIBERTAD DE EXPRESIÓN.

Compartir